4.6. Autobiografía Docente

4.6.1. PROCESO Y PRODUCTOS DE APRENDIZAJE

ACTIVIDAD: Describir la propia autobiografía de formación

El trabajo consistía en recordar las fases de nuestro proceso de formación y reflexionar sobre las personas y situaciones que fueron relevantes, enunciando los motivos por los cuales decidimos ser docentes.

 

El objetivo es aprender algo mas sobre nuestras necesidades, valores, objetivos, sensaciones y creencias respecto a la práctica docente, ser conscientes de nuestras propias experiencias previas referentes a la educación y enseñanza.

 

Empezamos a relatar desde el inicio de nuestra formación (pre kínder), las instituciones educativas y universidad en las que estuvimos, describiendo los hechos relevantes que sucedieron en cada etapa y como influyeron en nuestra formación, las experiencias agradables y desagradables, aquello que nos lleno de orgullo y satisfacción, los profesores que influyeron en nosotros y todo aquello que consideráramos que debíamos destacar.

4.6.2. REFLEXIÓN

Recordar las etapas de nuestra vida desde la niñez, aquellos que seguía en nuestra memoria y lo que parecía olvidado, permitió que tomáramos conciencia sobre algunas decisiones que tomamos para llegar donde estamos. Personas que pasaron a lo largo de cada año, a quienes recordábamos y porque lo hacíamos, también a los que parecía que ya no recordamos.

 

Empecé a escribir con alegría y con nostalgia, por algunos seguían con nosotros y otros ya habían partido. Muchos me dieron varias lecciones de vida que fueron la base de mi formación e influyeron en mis decisiones.

 

Las experiencias fueron varias, muchas que recordar, la mayoría agradables, hicieron que se entremezclaran cataratas de sensaciones y emociones que me permitieron reflexionar cada etapa de mi vida desde la infancia.

 

Siempre considere que para ser un educador había que tener vocación y mucha responsabilidad, hasta que estuve en la universidad no pensé en enseñar, cuando  salí profesional me  dedique a una

actividad que no muchos conocían, por eso empecé a dar cursos, seminarios, etc., fue entonces que descubrí que era importante difundir el conocimiento, además que me gustaba interactuar con gente joven que tenían muchas expectativas.

 

Como profesional siempre he estado en permanente actualización y como docente la formación continua es mucho mas importante, porque no solo se realiza una actividad que tiene un inicio y un fin, se interactúa con personas en las que lo bueno o malo que se realice puede influir en ellos.

 

Deseo dejar huella en los estudiantes, que tomen conciencia de si mismos y de lo que les rodea, discerniendo lo importante de aquello que no lo es, que aprendan a tomar decisiones y dar soluciones a los problemas con los que se enfrenten, que miren adelante con perspectiva de progreso, crecimiento y superación, aportando en su familia, en la sociedad, el país y el mundo.